91 624 29 22
Contáctanos
🥇 ¿A qué se dedica un abogado laboral? ▷ Abogados de Madrid
Saltar al contenido

¿A qué se dedica un abogado laboral?




El ámbito laboral es el espacio donde se realiza el trabajo y ocurren las relaciones entre el patrono y los trabajadores. Por ello, el ámbito laboral está conformado por todo lo que influye en las actividades que se realizan en las oficinas, fábricas, tiendas, etc.

¿A qué se dedica un abogado laboral?





Un abogado laboral se dedica a dar asesoramiento laboral y puede asesorar tanto a los trabajadores como a las empresas.Cuando se requiere de esta clase de acompañamiento, es importante saber donde conseguir abogados en Madrid que puedan ayudarnos.Un abogado laboral o laborista es un especialista en Derecho Laboral y en Seguridad Social.




En el ordenamiento jurídico español, las relaciones de trabajo y los derechos de los trabajadores están establecidos a partir de la Constitución. Pues en su primer artículo, la Constitución define a España como un Estado Social y Democrático, lo que le obliga a desarrollar una función social. Posteriormente, la Constitución Española en su artículo 35 indica que “todos los españoles tienen el deber de trabajar y el derecho al trabajo”. Para cumplir con este artículo de la Constitución, se establece que se hará mediante una ley denominada: el Estatuto de los Trabajadores.

Derecho Laboral

El Derecho Laboral o Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social es una parte del Derecho español que ordena las relaciones entre el empleador y los trabajadores. El Derecho Laboral también rige la actividad de los sindicatos y la actuación del Estado, específicamente en materia de la Seguridad Social.

Estatuto de los Trabajadores

El objetivo del Estatuto de los Trabajadores es regular las relaciones laborales, que emergen entre el empleador y el trabajador a partir de un contrato de trabajo. En este Estatuto de los Trabajadores se establecen las obligaciones y los derechos de ambas partes, la empresa y los trabajadores.




El Estatuto de los Trabajadores vigente es el del Real Decreto Legislativo 2/2015, del 23 de octubre, que aprobó el texto refundido tras varias reformas legislativas. Este Estatuto de los Trabajadores está conformado por 97 artículos, que recogen los principales derechos laborales que todo trabajador posee. Los derechos fundamentales serán:

  • Derecho a la promoción y a la formación en el trabajo.
  • Derecho a no ser discriminados, ni directa, ni indirectamente por su sexo, religión, edad, origen, orientación sexual o ideología.
  • Derecho a su integridad física y a la existencia de una adecuada política de seguridad e higiene laboral.
  • Derecho a que se respete su dignidad e intimidad.
  • Derecho a percibir una remuneración apropiada, de la forma y en el tiempo, que fueron establecidos en el contrato.
  • Derecho a ejercitar acciones individuales derivadas de su contrato de trabajo, por ejemplo defender sus intereses ante los tribunales.



Expresamente, este estatuto prohíbe el trabajo a los menores de dieciséis años, así como el trabajo nocturno y las horas extras a los menores de 18 años, quienes no son elegibles a puestos en el sindicato.

Cuando es necesario un Abogado Laboral

El ámbito laboral es un ambiente complejo donde no es fácil valerse por uno mismo para afrontar las situaciones que involucra. Si tiene un problema laboral, ya sea un impago de salario o un despido, es recomendable acudir a un abogado laboral. Porque hasta una boleta de conciliación tiene sus detalles y requisitos que cumplir para hacer efectivo el trámite de la reclamación y el pago.

Algunas personas desestiman el consejo de un abogado y acuden sin un especialista en Derecho Laboral a hacer sus reclamos. La falta de conocimiento en materia laboral, puede originar que el trabajador esté desprotegido ante los conflictos legales que se le presenten. Así que, contar con un abogado laboral, ayudará a no cometer las faltas que se realizan al hacer frente a un problema laboral sin asesoría. En especial, porque normalmente desconocemos los procedimientos y requisitos requeridos para cumplir con los procesos que establece el Estatuto de los Trabajadores. Y el riesgo que se corre de no cumplirse con las formalidades, es perder el derecho a reclamar.

Funciones de un Abogado Laboral

Aunque las funciones principales de un abogado laboral son acompañarte, asesorarte y defenderte en los conflictos laborales, ya seas un trabajador o una empresa. Los temas más comunes que atiende un abogado laboral son:




abogado laboral

  • Impagos de salarios y de otros beneficios.
  • Reclamaciones de cantidad.
  • Despidos y suspensiones.
  • Contratos de trabajo, extintos o no.
  • Permisos de trabajo.
  • Expedientes de Regulación de Empleo (EREs).
  • Negociación de convenios colectivos con sindicatos.
  • Acoso laboral.
  • Accidentes de trabajo.
  • Demandas judiciales del ámbito laboral.
  • Asesoramiento general en Derecho Laboral, ya sea individual o colectivo.
  • Tópicos relativos a la Seguridad Social: incapacidades, pensiones y jubilaciones.

Es importante resaltar que, el abogado laboral puede estar especializado o no, en algunos de los temas antes mencionados, lo que es necesario validar. Un abogado experto en materia laboral, te garantizará que el proceso tenga todas las garantías legales, para que puedas obtener el mejor resultado en cualquier pleito laboral.

Ventajas de Contratar un Abogado Laboral

Veamos cuáles son las ventajas de contratar un abogado laboral:

  • Prevenir una situación incómoda por no tener un correcto asesoramiento y así evitar consecuencias no deseables.
  • Identificar las acciones a seguir, de acuerdo con lo que permita defender nuestros derechos laborales apropiadamente.
  • Conocer desde el principio, las implicaciones legales que tiene el proceso en el que estamos incursos.
  • Saber si se están respetando tus derechos laborales y si procede o no, la denuncia, el reclamo o la demanda.
  • Ahorrar tiempo y dinero, pues al delegar las acciones a quien sabe lo que hay que hacer, se economiza en erogaciones de dinero inesperadas por desconocimiento del proceso judicial.
  • Estar seguros de que nuestras actuaciones son las requeridas, porque recibimos la guía de alguien profesional con conocimiento jurídico.
  • Tener la garantía de que las acciones tomadas se están haciendo conforme a lo que establece la legislación laboral vigente.
  • Obtener asistencia experta, que en los casos de procedimientos judiciales es indispensable porque se requiere alguien que nos represente en los juicios.







Todos estos aspectos son sumamente difíciles de realizar por personas que no tengan el conocimiento requerido para realizar las acciones que involucran.

Como otorgar una representación a un Abogado Laboral

Las formalidades de cualquiera de las funciones en las que te puede apoyar un abogado laboral pueden ser tan abrumadoras, que requieras otorgarle una representación. Y básicamente, hay dos maneras de otorgar la representación a un abogado laboral, según la Ley de Enjuiciamiento Civil española:

  • Un poder “apud acta, que permite ausentarte durante el proceso y que el abogado laboral te represente, se solicita ante un secretario judicial, sólo sirve para el pleito que fue otorgado y es gratuito.
  • Un poder general para pleitos, que igualmente permite ausentarse del juicio, se otorga ante un notario, sirve para varios pleitos y cuesta entre 30 y 60 euros.

Realmente, no es recomendable representarse a uno mismo, porque son muchos los errores u omisiones que se pueden cometer en el proceso.