91 624 29 22
Contáctanos
▷ ¿Qué hacen los abogados de familia? - 【 Abogados de Madrid 】
Saltar al contenido

¿Qué hacen los abogados de familia?

Un abogado de familia es un graduado en Derecho de Familia, que asesora jurídicamente a quienes contraten sus servicios profesionales, en áreas del ámbito familiar. Este ámbito familiar incluye velar por el bienestar de todos los miembros de la familia, tanto los cónyuges como los hijos, en las diversas situaciones que puedan presentarse.

¿Qué hacen los abogados de familia?

La importancia de los abogados de familia viene dada por la asesoría que pueden prestar en divorcios, adopciones,  problemas de manutención familiar o custodia de menores. Para gestionar todo lo referente a las familias, es importante contar con el apoyo de especialistas en Derecho de Familia, por eso recomendamos buscar abogados en Madrid.

Abogados de familia

Los abogados de familia son profesionales especializados en Derecho de Familia, ampliamente capacitados para dar apoyo y asesoría. Esta asesoría jurídica abarca todo lo relacionado con el ámbito familiar, para ello, ofrece información sobre las opciones existentes para resolver el problema que tengas.

Derecho de Familia

El Derecho de Familia es el conjunto de las normas que guían la constitución, organización y/o disolución de la familia en los aspectos personales y patrimoniales. Específicamente, este tipo de derecho trata las adopciones, custodia de los hijos, divorcios, manutención, matrimonio, pensión alimenticia, separaciones, y la violencia doméstica.

¿Qué hacen los abogados de familia?

Los abogados de familia manejan muchas situaciones delicadas, que impactan a todos y cada uno de los miembros de la familia. Entonces, asesoran jurídicamente a fin de defender los derechos de los integrantes de la familia, protegiendo sus intereses, aplicando las normas del derecho para resolver aspectos en el ámbito familiar. El abogado funge como mediador para dar asesoramiento, apoyo e información en los casos de:

Divorcios, matrimonios y separaciones

El matrimonio es un contrato civil entre dos personas, que cumplen los requisitos legales establecidos por la ley para casarse. En ese momento, no es necesario un abogado de familia, aunque puede ser beneficioso, si deseas firmar un contrato prenupcial. Una situación diferente es cuando hablamos de divorcios, porque disolver el matrimonio, aunque sea de mutuo acuerdo puede significar que ambos requieran asesoría legal para llevarlo a buen término.

Un abogado de familia puede apoyar en cualquiera de los tipos de divorcio, ya sea de mutuo acuerdo, exprés o contencioso. En las separaciones, un abogado de familia puede ayudar a esclarecer y definir la situación de los hijos de la pareja, ya sea la custodia o la pensión alimenticia.

Si la pareja siente la necesidad de desvincularse, el abogado de familia puede apoyar esta decisión y redactar un documento para representar al cónyuge que lo requiera ante los tribunales.

¿Qué hacen los abogados de familia?

Separación de bienes o Liquidación de gananciales

La separación de bienes es la manera en que algunos cónyuges protegen su patrimonio, el cual ya poseían antes de casarse y que quieren mantener separado de la comunidad conyugal. Por su parte, la liquidación de gananciales consiste en la repartición del patrimonio adquirido durante el matrimonio, y las ganancias que haya podido generar.

Por eso, es importante cuando se disuelve el matrimonio, se declara nulo o cuando hay una separación legal, que se revise la situación patrimonial de la pareja. En estas ocasiones, para la revisión del patrimonio se sugiere el asesoramiento legal apropiado, el cual otorgan los abogados de familia.

Violencia doméstica

Cuando hay casos de violencia doméstica e incluso, de violencia de género, se recomienda contar con la ayuda y el acompañamiento de un abogado de familia. La idea es que un profesional asista para defender los derechos de los hijos y del cónyuge que es la victima del maltrato.

En el caso de que exista algún maltrato a los menores, el abogado de familia puede asesorar para la recopilación de las pruebas pertinentes. También, apoya para la presentación de la denuncia por maltrato a menores ante los Servicios de Protección al Menor. Esta situación puede originar que sea necesario solicitar la custodia plena de los menores, así como la suspensión de la visita de padre agresor.

Pensión alimenticia

Garantizar que se cubran las necesidades básicas de los menores es fundamental al momento de tramitar un divorcio. Pues, es obligación de ambos progenitores velar por la vivienda, alimentación, vestimenta, educación y asistencia médica de sus hijos menores.

Independientemente, de con quién vivan los menores, es importante tramitar la pensión alimenticia, para lo que se suele contar con un abogado de familia. A partir del momento en que se interpone la demanda de divorcio, nace la obligación del cónyuge no custodio de comenzar a pagar la pensión alimenticia.

Custodia de los hijos

Los abogados de familia ayudan a negociar los acuerdos necesarios para definir y otorgar el tipo de custodia de los hijos que tendrán, luego del divorcio. Básicamente, porque se requiere establecer cosas como: quien será el padre custodio y dónde vivirán los menores, entre otros. Para apoyar en esta toma de decisiones, ya sea de los padres o de los tribunales familiares, es recomendable contar con el asesoramiento de un abogado de familia.

Adopciones

Las adopciones son procesos complejos que toman tiempo en trámites y gestiones que son indispensables para lograr realizarlas con éxito. Esencialmente, porque a través del proceso de adopción se crea un vínculo o parentesco entre los adoptantes y el adoptado. En consecuencia, los adoptantes son evaluados como familia y deben cumplir una serie de requisitos establecidos en el Código Civil. Debido a esto, se recomienda acudir a un abogado de familia, que asesore, acompañe y gestione y tramite todo lo relativo al proceso de adopción.

Herencias y sucesiones

Los abogados de familia en su función de proteger el patrimonio familiar, pueden encargarse de las gestiones y trámites luego del fallecimiento de un familiar. Y así, asesorar a los herederos para la obtención de toda la documentación necesaria para el trámite de los derechos de herencias y sucesiones, incluyendo el testamento.

También, orienta en el pago de deudas o impuestos de las sucesiones. Si se presenta algún inconveniente con la herencia, los herederos o el testamento es recomendable contar con la asesoría de un abogado de familia.